La prevención de la violencia juvenil: panorama general de la evidencia

Cada año mueren asesinados unos 200.000 adolescentes y jóvenes entre los 10 y 29 años de edad, lo
cual coloca al homicidio en cuarto lugar en el mundo como causa de muerte en la población joven. Al
margen de estas defunciones, varios millones de adolescentes y jóvenes sufren, por actos de violencia,
traumatismos que exigen tratamiento médico urgente y muchos más acaban padeciendo trastornos
mentales y adoptando conductas de alto riesgo, como el tabaquismo, el abuso de alcohol y de drogas
ilícitas, y las prácticas sexuales de riesgo, debido a su exposición a la violencia juvenil.

¿No encuentras algun tema? Usa nuestro buscador.

Comparte esto en tu red favorita: